14 de julio de 2020

Para profundizar en educación combinada

El modelo de educación combinada tiene algunas características que permiten diferenciar el tipo de trabajo que se puede realizar de forma presencial y lo que se hace a distancia, para que se complementen de la mejor forma posible. Es importante tener en cuenta estas particularidades para que la experiencia de aprendizaje resulte exitosa.

A NIVEL DEL CURSO

  • Priorizar las áreas del currículo centrales y vincularlas a problemas de la vida real mediante el aprendizaje basado en proyectos. Compartir esta información con los y las estudiantes para que sea claro para el grupo cuáles son las áreas y temas prioritarios.
  • Plantear dinámicas de evaluación formativa donde los objetivos de aprendizaje son transparentes para los y las estudiantes.
  • Explicitar propuestas de autorregulación y organización autónoma del trabajo principalmente para cuando no se está en el centro educativo, así como estrategias para organizar el tiempo de aprendizaje desde el hogar (por ejemplo, mirar y participar en los programas televisivos “TA” y “C+”).

A NIVEL DE AULA

  • Aprovechar el encuentro presencial para ofrecer explicaciones complejas por parte del/de la docente, que requieren parafraseo, ejemplos, explicaciones gráficas, chequeos de comprensión en tiempo real, así como concentración y preguntas aclaratorias por parte de los y las estudiantes.
  • En el aula presencial, priorizar actividades analógicas (desenchufadas) que no puedan ser transformadas a la virtualidad (por ejemplo, desarrollo de la grafía, actividades de conciencia espacial, experimentos para los que no existen simuladores digitales).
  • El encuentro presencial es una excelente oportunidad para presentaciones orales por parte de los y las estudiantes.
  • Aprovechar la presencialidad para favorecer conversaciones personales, priorizando el bienestar de estudiantes y familias. ¿Cómo estamos? ¿Cómo nos sentimos? ¿Qué podemos hacer para estar mejor?
Artículos relacionados